Muebles para tiendas y bibliotecas, cuando lo barato sale caro

Las bibliotecas se han concebido tradicionalmente como espacios en dónde la cultura y el saber tenían su sitio y en dónde cualquier persona interesada en determinados temas podía ir allí a informarse. Aún así, este concepto ha ido cambiando con el paso de los años: si bien antiguamente el acceso a las bibliotecas era restringido y sólo privilegio de unos cuantos, hoy en día se han convertido la mayoría de ellas en espacios polivalentes en donde poder encontrar libros, cómics, ordenadores conectados a Internet, talleres de formación y actividades para todas las edades.

Esto ha hecho que se hayan tenido que adaptar los espacios y con ello, los muebles.

…